Opinion · MierdaJobs

Se busca interna que limpie, planche, cocine y con la que tener sexo: «Soy muy caliente»

Una de las páginas más importantes para trabajadoras internas en España es Wayalia, una empresa de asistencia domiciliaria dirigida a personas mayores y adultos dependientes. En su página web puedes averiguar cuánto dinero debe cobrar una interna. “Cabe recordar que el salario de una cuidadora interna corresponde al Salario Mínimo Interprofesional (SMI). De modo que si queremos saber cuál es el salario que les corresponde debemos fijarnos en este convenio”, explican.

Si buscamos la cifra del salario mínimo en España, encontramos que este se encuentra en 900 euros al mes, una cifra muy precaria con la que es difícil vivir de forma más o menos holgada.

Ahora, centrándonos en Madrid, el alquiler medio es de 700 euros al mes, por lo que este grupo de trabajadoras tiene menos de 200 euros para vivir.

Al buscar empleo por internet, muchas de estas mujeres se encuentran situaciones realmente desagradables. Pues bien, una de ellas nos ha mandado la respuesta de un hombre que buscaba una interna de lunes a sábado en otra página de empleo.

“Cuando vi el anuncio me sorprendí por el salario. Eran 1.300 euros brutos por trabajar de lunes a sábado, pero pensé que buscaban a una trabajadora a largo plazo y que por eso querían tenerla con un salario decente”, explica la mujer que contactó con el anunciante.

“Decidí escribir al número de teléfono adjuntado en el anuncio, muy ilusionada, y lo primero que me pidieron fue mi edad y una foto”.

“Directamente me preguntó si era “liberal”, esto me chirrió bastante, pero seguí escribiendo para saber lo que pretendía ofrecerme. La conversación duró muy poco, el señor fue directamente al grano y me dijo que me pagaba ese dinero para que le limpiase, le cocinase y para que pudiese disponer de mí sexualmente cuando quisiera”.

Motivada por ver hasta dónde podía llegar, y sin nunguna intención de coger el trabajo, nuestra protagonista siguió indagando un poco más.“No me lo podía creer, así que le pregunté cuánto sexo sería y me dijo que todos los días. Según él, porque la medicación le ponía “muy caliente”. Cuando le dije que pensaba que sería una vez a la semana, me respondió que era una “nevera” y me bloqueó. Imagino que ya habrá conseguido lo que buscaba”.

No es la primera vez que publicamos algo así en Mierda Jobs. De hecho, hace dos meses se destapó un caso de abusos sexuales a mujeres por parte de un hombre que se dedicaba a colgar anuncios en internet y, cuando las mujeres asistían a las entrevistas, el “empresario” aprovechaba para forzarlas.

Si conoces algún Mierda Job no dudes en ponerte en contacto con nosotros.