Salud en positivo

Los 'MIRES'

IlustraciIlustración de Verónica Montón Alegre. Artista interdisciplinar.ón de Verónica Montón Alegre. Artista interdisciplinar.
Ilustración de Verónica Montón Alegre. Artista interdisciplinar.

La fila avanza lenta. Gente joven, nerviosa, cuchicheando. Sabiendo que se la juegan. Que es uno de los días más importantes de su vida. Van a escoger su especialidad médica tras haber hecho el MIR, el examen para ser médico interno residente.

Son gente estudiosa, muy estudiosa, sus expedientes son escalofriantes, y además vocacionales. Se hicieron reformas en el modelo de formación pregrado y de acceso a los estudios universitarios para que la vocación se tuviera en cuenta para acceder a los estudios de medicina, enfermería y profesiones sanitarias.

Cuando la AP salió del "laberinto"

Fue tras los años de la pandemia. El virus estuvo a punto de arrasarlo todo. El estado de bienestar, que parecía sólido y consolidado, tembló. Faltó muy poco. Tan poco que nos pusimos las pilas. El modelo sanitario se reformó a toda prisa. Se eliminó todo lo que tenía que ver con el lucro. Era un tema demasiado importante para dejar que fuera el dinero o el mercado el que pusiera las reglas. Ese modelo casi nos llevó al desastre.  También se agilizó mucho la gestión de las cosas. La disparatada burocracia que nos paralizaba y que crecía y crecía desapareció. Al principio parecía imposible, pero cuando estuvimos al borde de perderlo todo por no tener un papel todo estalló. La pandemia obligó a funcionar ágil, a aprender rápido, a organizarse de forma más flexible. Estarse quieto para que no se notara y pasarle el marrón a otro dejó de estar de moda.

Tras años de prometer hospitales e inaugurar hospitales, tras el último fracaso, montar un hospital para pandemias en medio de la nada y llevado por voluntarios, se empezó a retomar la idea de una atención primaria top. Al principio no por vocación la verdad, sino porque no se veía otra salida. Se empezó a invertir de verdad en hacer las cosas bien, dar cancha a los equipos profesionales, a poner facilidades, quitar burocracia. Pasados los meses algunos profesionales empezaron a volver a los centros de salud. Muchos se habían ido a dar clases a los institutos, les parecía más pacífico y otros a plantar huertos en las azoteas, les parecía más rentable. Tras un año incluso algunos de los que estaban en los hospitales querían trabajar en los centros de salud. Fue raro.

El año 2222

Lo que hizo que todos fliparan fue cuando en el año 22 la número 1 del MIR eligió ser médico de familia. Y la cuarta parte de los 100 primeros. Pero cuando el segundo año fue la mitad no dábamos crédito. Mira que lo decían y repetían "la atención primaria es la columna vertebral del sistema" " La joya de la corona" pero luego, al final, todos querían estar en el equipo de trasplantes. O ser cirujanos plásticos, que esa era la número 1 del MIR hasta la postpandemia. Ya lo decían las madres entonces, hijo, te haces cirujano plástico, los retoques quedan en casa, y las amigas verdes de envidia.

Recuerdo que con la enfermería pasaba igual. Durante años se formaban como especialistas en primaria y luego las mandaban a currar a la UCI. Pero cuando se empezó a trabajar en serio en los coles y con los mayores en las residencias y pisos, o con el tema de la salud mental comunitaria, se pegaban por venir a los centros de salud. Es que los equipos bullían, las coordinadoras de los centros empezaron a poder organizar cosas y todo el mundo tenía proyectos y programas de investigación de nivelón internacional.  Menudo cambio.

El año pasado, cuando de nuevo una joven eligió plástica la primera, el auditorio se quedó en silencio, helado. Los técnicos del ministerio levantaron la cabeza. Un dejá vu. Cuando la segunda compañera de la cola pidió derma el murmullo era ensordecedor. Qué estaba pasando. Llevábamos dos años en los que era raro que entre los cien primeros alguien eligiera algo que no fuera medicina de familia.

La vuelta

Los de la reforma de la primaria decían que habían seguido el ejemplo de Finlandia con la educación. Las medidas y reformas consiguieron que lo socialmente deseable fuera lo personalmente elegible y no lo contrario. La gente que se había ido fuera, muchos a Inglaterra o a Francia fueron volviendo, incluso volvieron bastantes de los de Suecia, que contaban maravillas de aquello. Se trajeron la experiencia y pudimos hacer cosas que antes ni imaginábamos, incluso bajó el consumo de psicofármacos ¡No nos lo creíamos¡

La cola avanza. El número uno ha escogido nuestro centro de salud. No está mal, siempre nos viene uno de los 10 primeros. Y además este año es un cirujano plástico que está harto de precariedad y ha vuelto a presentarse.

Firma del Post:

  • Rafael Sotoca. Médico de familia y activista sanitario. Fue director general de asistencia sanitaria de la Comunidad Valenciana.

Forman el Foro Ágora Salud:

  • Carmen Montón es embajadora observadora permanente ante la Organización de los Estados Americanos y ha sido Ministra de Sanidad, consumo y bienestar social y Consellera de Sanidad.
  • Ricardo Campos. Médico Oftalmólogo. Ha sido Secretario General del Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social y subsecretario autonómico de sanidad.
  • Rafael Sotoca. Médico de familia y activista sanitario. Fue director general de asistencia sanitaria de la Comunidad Valenciana.
  • Begoña Frades García. Psiquiatra y jefa del área de salud mental del Hospital Pare Jofre. Ha sido coordinadora autonómica de salud mental.
  • José Antonio López Cócera es enfermero especialista en salud mental y miembro de la comisión nacional de la especialidad.
  • Isabel González. Médica radióloga. Fue jefa de servicio y profesora asociada de radiología en la Universidad Miguel Hernández de Elche así como Directora Gral. de la Alta Inspección y gerente de los departamentos de salud de San Juan de Alicante y La Ribera (Alzira)
  • Enrique Ortega. Médico especialista en enfermedades infecciosas y jefe de servicio de Enfermedades Infecciosas, Emergentes e Importadas. Ha sido profesor asociado de de medicina de la Universidad de Valencia y Director Gerente del Departamento de Salud Hospital General de Valencia.
  • Antonia García Valls. Asesora coordinadora en la Vicepresidencia Cuarta, Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico. Ha sido diputada en el congreso de los diputados.
  • Pere Herrera de Pablo. Medico de familia y médico SAMU. Ha ejercido como director del Servicio Emergencias Sanitarias de la Comunitat Valenciana.
  • Roser Falip Barangué. Doctora en Medicina y especialista en medicina de familia y en análisis clínicos. Ha sido gerente del departamento de salud de Alcoy.
  • Juan Domene. Médico Inspector en el servicio de calidad asistencial y seguridad del paciente. Ha sido gerente del departamento de salud Arnau de VilanovaLliria.

Ilustra el blog:

  • Verónica Montón Alegre. Artista interdisciplinar.